Y el Mutún marcha

Publicado en Economía, Negocios

Tagged:

Mutun

Publicado en fecha junio 01, 2011

Cuando el gobierno se desesperaba y confesaba su equívoco por elegir a Jindal como socio para explotar el Mutún, los capitales indios anticipan la inversión de $us 600 millones hasta abril de 2012. Obvian su conflicto por una boleta de $us 18 millones y ratifican que producirán acero a partir de 2014.

La relación entre gobierno y Jindal Steel Bolivia (JSB) arrancó con frenesí, con algarabía hilarante en Palacio Quemado. No era para menos, considerando el compromiso de inversión de 2.100 millones de dólares, la creación de 21.700 empleos e impuestos anuales de entre 200 y 280  millones de dólares. Pero más luego vino la desazón, el desencanto, la tensión y hasta la ejecución de una primera boleta de garantía de 18 millones de dólares por incumplimiento que la subsidiaria india no termina de aceptar y calificarla de injusta. Aún con la controversia sin resolver, JSB prefiere concentrarse en su proyecto 2014 para cuando prevé iniciar la producción de acero con materia prima del gigante yacimiento del Mutún.
En ese propósito, los ejecutivos de JSB, comandados por su presidente, Vikrant Gujral, acaban de entregar una nueva boleta por 18 millones de dólares como compromiso de inversión de 600 millones hasta abril de 2012. El depósito incluyó 1,4 millones de dólares para iniciar la exportación inmediata de casi 500.000 toneladas de mineral de hierro.
“La boleta fue cuestión de formalidad; nosotros estamos en pleno trabajo”, afirma optimista Arvind Sharma, director ejecutivo de JSB.

LA INVERSIÓN QUE CORRE
Sharma, quien funge además como cónsul de la India y principal artífice del desembarco de capitales indios en Bolivia se apresura a mostrar que el Mutún está dejando atrás el letargo de casi medio siglo en que se hallaba.
“Esto está marchando”, reitera antes de exhibir las imágenes que muestran la reciente firma del acuerdo entre firmado en Nueva Delhi entre Jindal Steel & Power Limited -matriz de JSB- y Midrex Tecnologies Inc. para la construcción e instalación de la planta de fabricación de hierro esponja más grande del mundo, con una capacidad de procesamiento de 2,52 millones de toneladas anuales y una inversión de 138 millones de dólares, monto que con los trabajos adicionales de instalación, suministros y obras civiles globalizarán unos 600 millones.
El ejecutivo anota que la previsión de inversión hasta el año 2014 apunta a alcanzar los 1.500 millones de dólares, recursos con los cuales deberían estar en pleno funcionamiento las plantas de siderúrgica, pellets, la de reducción directa (DRI) para la obtención de acero, concentrados y la termoeléctrica.
Todavía con un plantel pequeño para la magnitud del emprendimiento que prevé generar 6.000 empleos directos, JSB ingresó en la recta final de la construcción sus oficinas en los predios de la concesión minera, así como la instalación de laboratorios. Paralelamente viene trabajando en la construcción de un terraplén entre el yacimiento de Mutún y Puerto Busch, además de la acumulación de un stocks de mineral de hierro para la exportación.
Una vez realizado el depósito de una boleta por 1,4 millones de dólares, JSB gestiona transporte y compradores entre China, India, Argentina y Paraguay. “El precio del hierro ha bajado las últimas semanas, pero todavía es rentable así que hay que aprovechar. Tenemos 500.000 toneladas listas para exportar. La ESM –Empresa Siderúrgica del Mutún- tiene que darnos la autorización”, sostiene Sharma. Más allá de que aún se trata de materia prima, la venta permitirá a Bolivia ingresar en el mapa mundial de exportadores.

EN LA CANCHA DEL GOBIERNO
Poco después del depósito de la boleta, Vikrant Gujral ratificaba que la producción de acero se haría efectiva el 2014, “pero pedimos gas, vía férrea y puerto”, continuó. La cobertura de esas condiciones corresponde al Estado boliviano.
JSB tiene previsto instalar una termoeléctrica con una capacidad de generación de 450 MW, suficiente para activar el complejo de plantas siderúrgicas. Hasta ahora las autoridades de gobierno han comunicado el compromiso de provisión de 100 millones de BTU diarios de gas natural para el año 2014. La compañía india optó por mantener un plan coordinación con YPFB para temas relacionados al tendido del ducto y el abastecimiento.
El otro tema es la vía férrea entre Mutún y Puerto Busch. “Estamos conversando con Ferroviaria Oriental y seguramente arribaremos a acuerdos en las próximas semanas. Es un proyecto grande; estamos hablando de 200 millones de dólares”, acota Sharma.
La otra tarea pendiente es la construcción del muelle en Puerto Busch. Las conversaciones con las Fuerzas Armadas para que éstas se hagan cargo del proyecto mantienen un avance interesante que aún no llegó a la rúbrica para la ejecución.
Por ahora es optimismo el que se percibe en las oficinas de JSB; las voces de desconcierto desde el gobierno parecen haberse acallado. Ni la suerte de la boleta de garantía aún en disputa reduce los ánimos de Sharma. “Esto es como el futbol. Se puede perder o ganar, pero no es para enojarnos para siempre. Se solucione amistosamente o por arbitraje, nosotros estamos mirando al 2014”, remata manifestando que habrá una resolución del impasse en semanas más.

JINDAL
Y EL MUTÚN

21 de septiembre 2005. El Gobierno boliviano lanza la licitación pública internacional para el contrato de riesgo compartido para la explotación del yacimiento siderúrgico del Mutún.

1 de junio de 2006. El gobierno de Evo Morales adjudica el contrato Jindal Steel & Power Limited. La firma se rezaga por desacuerdos en precios del gas e  impuestos.

18 de julio 2007. Se firma el contrato de riesgo compartido para la explotación del 50% del yacimiento del Mutún por un periodo de 40 años. El compromiso de inversión es de $us 2.100 millones en los ocho primeros años de operación.

Diciembre 2007. Jindal Bolivia entrega boletas de garantía de cumplimiento de inversión por 18 millones de dólares.

Mayo 2009. El gobierno entrega las primeras 5.500 hectáreas a JSB, rentando otros predios.

Marzo de 2010. Se firma con ESM el cronograma de trabajos de acuerdo a un plan de inversión establecido.

Abril 2010. Se ejecutan dos boletas por un total de $us 18 millones por supuesto incumplimiento de compromisos de inversión de JSB. La compañía recurre la decisión.

Mayo 2010. JSB deposita una boleta de garantía por $us 18 millones para la inversión de $us 600 millones hasta abril de 2012. Se incluyó una boleta por $1,4 millones por la explotación y exportación anticipada de mineral de hierro.

Comparte este articulo

No Comments

Comments for Y el Mutún marcha are now closed.